Cómo alargar un esmaltado permanente

942 25 05 86
Cómo alargar un esmaltado permanente

Una visita a centros de uñas en Camargo como el nuestro es la mejor solución para que luzcas unas manos cuidadas y saludables. Estas partes del cuerpo sufren mucho a diario, pues las utilizamos prácticamente para todo: cocinar, escribir en el ordenador, fregar, conducir, manejar herramientas… Poco a poco, el esmalte de las uñas se va desgastando o aparecen durezas que es conveniente eliminar.

Después de un tratamiento de esmaltado permanente es importante que nos preocupemos por alargar sus efectos y sigamos hidratando y cuidando nuestras uñas. Habrá personas que, por su trabajo o actividades diarias, lo tendrán más difícil, pero siempre se puede hacer algo.

Como uno de los centros de uñas en Camargo referentes en el sector, os queremos dar algunas recomendaciones caseras. Antes de aplicaros un esmalte, es importante saber qué tipo de producto vamos a usar. Desaconsejamos utilizar líquidos demasiado espesos, pues dejarán en la uña una capa muy gruesa que acabará descascarillándose con facilidad.

Tampoco es recomendable usar esmaltes de secado rápido. Aunque pueda parecer una ventaja por su comodidad, sus componentes favorecen que después se pele el material. Y esto, como sabrás, no es nada estético.

Siempre que vayamos a pintarnos las uñas, es fundamental que antes nos lavemos bien las manos con agua y jabón. Esto se hace para acabar con restos de suciedad, crema, aceite… que pueden afectar a la adherencia del color. Si queremos asegurarnos de eliminar cualquier rastro de productos que nos hayamos aplicado antes, en Mónica González Maliaño te decimos que lo mejor es limpiar las uñas con un poco de quitaesmalte. Así, el nuevo color se fijará de manera óptima.

haz clic para copiar mailmail copiado